Archive for diciembre, 2020

Que acabe el 2020, ya

jueves, diciembre 31st, 2020

Como escribió Jorge Ramos, el cambio de año no significa absolutamente nada, pero este 31 de diciembre acoge un deseo tan vehemente como ansiado: que el durísimo 2020 acabe ya.

Queremos despedirlo para siempre, con su abultado cargamento de tantas personas que han fallecido amigos y compañeros a los que nos hemos visto obligados a recordar en obituarios redactados demasiado pronto. Ha sido un año maldito y endiablado, por un enemigo invisible, mortífero y taimado que lo está golpeando todo y desestabiliza nuestras vidas y economías destruye ilusiones, proyectos y puestos de trabajo, provoca incertidumbre, dolor y frustración. Hemos resistido pero aún no hemos logrado vencer a la pandemia.

Nueve meses después confiamos en unas vacunas que empiezan a inyectarse pero desconocemos cuándo se alcanzará un porcentaje de población inmunizada que permita reanudar una normalidad que nunca volverá a ser la misma. Porque durante muchos meses seguiremos circulando -siempre lo menos posible-, con restricciones y horarios que cambian cada semana, la mascarilla siempre puesta y el distanciamiento.

Después del confinamiento fue un error abrir puertos y aeropuertos sin la vacuna. Y aquí somos una isla que podía haber convertido su condición insular en una garantía de seguridad. Equivocaciones que, con la irresponsabilidad alentada por quienes nos animaron a recuperar un ritmo imposible, nos han conducido a los rebrotes y a la veloz propagación de los contagios, de nuevo desbocados.

Arrancamos la última hoja del calendario de un año que aparecerá marcado en negro e iniciamos un 2021 que deseamos más amable y con buenas noticias. Conscientes de extrema fragilidad de nuestra condición humana y desgarrados por un adversario microscópico que no ha logrado derrotarnos. Empieza el año en el que lograremos ganar la batalla del coronavirus.

Tenerife cierra durante dos semanas

jueves, diciembre 17th, 2020

El Gobierno, en lugar de reasumir el control y la coordinación para actuar con contundencia contra una pandemia que no entiende de autonomías ni de espacios regionales, deja en manos de cada comunidad la aprobación y aplicación de las medidas que considere más apropiadas.

Ante el preocupante repunte de casos -que en Balears se concentra en Mallorca y, en menor medida, en Menorca- el ministro Salvador Illa se lava las manos y afirma que cada comunidad autónoma tiene vía libre para «limitar» la movilidad y los viajes durante las fiestas. O sea decidir los comensales y el toque de queda. Lo dice el ministro filósofo que, muy a su pesar, se vio obligado a explicar en qué consiste el concepto «allegado» para decidir los que pueden acudir al almuerzo de Navidad o Fin de Año.

Y mientras el virus sigue circulando e infectando, el Govern propone la novedosa ‘fórmula Patricia Gómez’: «si quieres pasar las fiestas con la familia, puedes venir, pero mejor si no lo haces». La consellera pide no viajar «como se haría en un año ordinario». Al mismo tiempo, en el archipiélago atlántico, el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, restringe la entrada y salida de Tenerife: a partir del sábado nadie podrá salir o entrar de esta Isla sin una causa plenamente justificada.

El cierre de Tenerife durará dos semanas y solo se permitirá la entrada y salida en casos excepcionales. Además, se adelanta el toque de queda a las 22.00 horas. Sobre la mesa del gobierno canario estuvo el confinamiento, que se descartó de momento, aunque según la evolución de la pandemia se acabará aplicando. Aquí, en Balears, cuando los bares y restaurantes bajan la persiana, los viajes de los residentes siguen permitidos con PCR gratuitos en origen. Pero la saturación de los laboratorios dificulta las pruebas. Después de lo que ha ocurrido con el puente de la Constitución, ¿qué sucederá en estas Islas después de la Navidad?

Cada contagio crea en Menorca 1,6 nuevos

domingo, diciembre 13th, 2020

Comunican Susana Mora y Patricia Gómez que el Govern amplía mañana las restricciones en Menorca. A partir del martes, y a sólo una semana para la Navidad, toda la Isla pasará al nivel de alerta 3: «Riesgo alto, transmisión comunitaria generalizada con presión creciente sobre el sistema sanitario», según definición de la Conselleria de Salud.

Es la crónica de una decisión anunciada por el incremento de la incidencia del coronavirus en Menorca durante los últimos catorce días, que ha aumentado un 53 por ciento. Una medida que confirma dos evidencias: el virus sigue circulando y contagiando en Menorca, y que no hacemos las cosas bien.

PRESENTACIÓN DE FRATELLI TUTTI A LOS POLÍTICOS. El obispo Francesc Conesa hizo una valiente defensa de las propuestas del Papa Francisco en esta enciclíca para promover una buena política. Foto: JOSEP BAGUR

Aquí los niveles de la pandemia fueron muy bajos hasta principios de octubre, con una tasa acumulada a 14 días de sólo 20,34 casos por cada 100.000 habitantes. Pero después el virus se ha ido propagando de forma progresiva, con un empeoramiento muy significativo en las dos últimas semanas. Un escenario que confirman todos los indicadores: la tasa de positividad es de un 4,02 por encima, superior al 3 por ciento, umbral por encima del cual el Centro Europeo de Prevención y Control de la Enfermedad considera que un territorio se halla en situación de riesgo.

En cuanto a la tasa de reproducción, un parámetro que mide cuántas infecciones nuevas se pueden generar de media a partir de un solo contagio (por encima de 1 indica crecimiento), en Menorca se sitúa en 1,6, mientras que para el conjunto de Balears es de 1,12. Conclusión final: tenemos el triste honor de sufrir con una tasa de reproducción de la pandemia superior a la media regional.

Aeropuerto abierto

El biólogo mallorquín Lluís Quintana Murci (Palma, 1970), que ha sido director científico del Instituto Pasteur de París, donde ejerce actualmente como responsable de la Unidad de Genética Evolutiva Humana, declara manifiesta hoy su sorpresa porque en Mallorca [aplíquese a Menorca] no han cerrado el aeropuerto cuando le plantean que Mallorca [sustítuyase por Menorca] es una isla y repuntan los contagios.

El profesor del Collège de France responde: «estoy alucinado al ver que la gente sale a cenar y de que los restaurantes y bares sigan abiertos y no haya confinamientos». Declara Quintana Murci que «en Francia se ayuda a los restauradores y yo no soy político. Tengo un gran respeto por el actual Govern, habrán hecho un balance de economía y salud y espero que les salga bien».

Pero las cosas no están saliendo bien, porque Balears no completarán su recuperación de la crisis por la covid hasta 2023, según el economista jefe de BBVA Research para España, Miguel Cardoso.

La entidad financiera prevé la destrucción de 35.000 empleos en las Islas porque el turismo desaparece con la pandemia. En noviembre ha crecido el paro, por la incorporación de los fijos discontinuos. Con más de 85.000 desempleados hemos retrocedido a niveles de 2014.

La llegada de visitantes a Balears sigue en caída libre, con cifras de vértigo. Hasta octubre el descenso supera el 87 por ciento: en este annus horribilis han recibido sólo 1,6 millones de turistas, cuando 2019 se cerró con 13,6 millones. El gasto turístico se desploma un 88 por ciento, diez punto más que la media nacional, otro indicador que confirma que Balears es la región más perjudicada por la emergencia sanitaria, hoy crisis social y económica.

Quienes acumulan más daños son los hoteles, bares y restaurantes, el comercio de moda, transporte, viajes y ocio. Y se registran caídas menos acentuadas en alimentación, grandes superficies, tecnología y productos del hogar, pero el consumo se ha desplomado.

La cuestión es saber hasta cuándo persistirá esta incertidumbre, las empresas que resistirán y quiénes lograrán sobrevivir. En PIME y CAEB redactan la dolorosa relación de empresas menorquinas que ya han cerrado.

Plan encallado

Cinco semanas después de haberlo anunciado la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, el plan de ayudas a la hostelería sigue encallado por los desacuerdos entre los ministerios económicos.

Emilio Gallego, secretario general de Hostelería de España, califica la situación del sector de «crítica» y afirma «no entender este silencio, creemos que las diferencias de opinión dentro del Gabinete son el principal lastre para que el plan no se haya puesto ya en marcha».

Realidad y apariencia

La presentación de la encíclica Fratelli Tutti congregó en el Seminario Diocesano a políticos menorquines de todas las formaciones, excepto Podemos, aunque la consellera Mae de la Concha no tiene inconveniente en invocar Papa Francisco y los mensajes de Laudato Sí.

El obispo Francesc Conesa subrayó que «a veces, el político no cosecha grandes éxitos, sino que se abre procesos cuyos frutos recogerán otros» y destacó, como recoge Fratelli Tutti, que «el político no puede vivir pendiente de su imagen en los medios de comunicación, ni puede convertir la política en un marketing.

Lo importante no es la apariencia, sino la realidad, no es cuántos me votaron ni qué opinión tienen de mi, sino cuanto amor puse en mi trabajo, en qué hice avanzar al pueblo, qué marca dejé en la sociedad, qué lazos reales construí, qué fuerzas positivas desaté, cuánta paz social sembré».

Sala de exposiciones

La alcaldesa de Es Migjorn, Antonia Camps, acordó con la los Amics de s’Art destinar la antigua carnicería y pescadería a sala de exposiciones. El escepticismo inicial con que se acogió esta iniciativa se transforma en una realización: Es Migjorn ya cuenta con el primer espacio municipal para esta actividad.

PREGUNTAS DE LA SEMANA

¿Cuándo aprobará definitivamente el Consell el nuevo Plan Territorial Insular?

¿Surtirán efecto las nuevas restricciones contra la Covid-19 que entrarán en vigor el martes en Menorca?

¿Tendrán que celebrar los menorquines las fiestas de Navidad con el nivel de riesgo 3 de la pandemia?

¿A qué empresa adjudicará el Ayuntamiento de Ciutadella la gestión del matadero?

¿Cuándo se abrirán al público las cuevas de Cala Blanca, tras el anuncio realizado el pasado 15 de julio de que las obras tendrían una duración de cuatro meses para «abrir en otoño»?

Más que las vacunas para vencer al 2021

jueves, diciembre 10th, 2020

Desconocemos los 600 proyectos, públicos y privados, que, según la presidenta Francina Armengol, «podrán optar» a los fondos públicos Next Generation EU, dotados con aportaciones millonarias de la Unión Europea para activar la recuperación económica post-covid.

Aunque aún no haya trascendido, en Menorca y desde Menorca se han diseñado algunos de estas inversiones para transformar y reactivar la actividad económica de la Isla. Proyectos de gran calado, que, de ser aprobados, inyectarán recursos a la economía local con nuevos valores y la creación de puestos de trabajo vinculados a sectores emergentes.

Necesitamos las vacunas, cierto, y las campañas de vacunación darán comienzo en las próximas semanas con los grupos de más riesgos y los profesionales sanitarios, más expuestos al contagio. Pero desconocemos aún la eficacia y el ritmo de la población inmunizada. Pero necesitamos mucho más que las vacunas para vencer al 2021, que empezará bajo el signo de la incertidumbre, las restricciones y los repuntes, porque aún no hemos ganado la batalla a un virus que sigue circulando, destroza familias y mantiene la economía, concretamente todo lo relacionado con el turismo, en situación de parálisis severa.

Los proyectos Next Generation, financiados con fondos públicos que la UE facilitará a sus estados miembros en forma de préstamos o subvenciones a fondo perdido, deben ser aceptados primero por los gobiernos centrales de estos estados.

Hay que argumentarlos con planteamientos convincentes ante las autoridades europeas para acceder a este mecanismo extraordinario por su cuantía, concepto de metamorfosis y capacidad de crear nuevos modelos, lo que venimos debatiendo hace tantos años en Menorca sin conseguir ponernos de acuerdo. Govern, y Consell también, han de defender, reivindicar y gestionar para que estos fondos europeos no pasen de largo.

Son Felip y Algaiarens: agricultura regenerativa

jueves, diciembre 3rd, 2020

Payés de novena generación y padre de tres hijos, Francesc Font Rovira (Vilajuïga, Girona, 1980) ha descubierto en Sant Felip y Algaiarens la práctica diaria de la agricultura regenerativa.

Ingeniero técnico agrícola especializado en agricultura orgánica, gestión holística y permacultura, divulga este modelo de producción.

Colaborador de MENORCA «Es Diari», Font acaba de publicar «Arrelats a la terra. propostes per a una agricultura regenerativa» donde nos desvela su relación con Menorca. Concretamente, con Son Felip y Algaiarens, donde, con un grupo extraordinario de agricultores y los propietarios, Manel Adell y su familia, están regenerando el suelo y el entorno de unas explotaciones que ocupan casi mil hectáreas de superficie.

En el prólogo, Sílvia Abril explica que cuando conoció a Francesc Font en Son Felip todo empezó a conectarse en su cabeza: «fue como si las piezas encajasen, como si se cerrase el círculo».

Un círculo virtuoso que da respuesta a la demanda holística de alimentarse de forma sana con los cultivos y una actividad agrícola-ganadera respetuosa.

Porque, ¿hay manera de hacerlo mejor, combinando técnicas ancestrales con la actualización que aporta la ciencia y la tecnología modernas? Interrogantes que obtienen contestación en estas extensas fincas de La Vall.

Tras residir unos meses en Australia, Francesc Font ha escrito este libro, en el que nos describe cómo que es posible producir alimentos de calidad y contribuir, al mismo tiempo, a mitigar el cambio climático y los severos procesos de desertificación.

Son Felip y Algaiarens aportan muchas claves al desvelar sus arcanos. Menorca en estado puro, que cautiva por la serenidad y belleza de su paisaje, la potencia de sus cultivos y el equilibrio de una antigua tradición rural en conjunto, un espectáculo de la naturaleza mediterránea. Una tierra milenaria que aplica los principios básicos de la agricultura regenerativa.