Archive for marzo, 2018

El otro holocausto

Miércoles, marzo 28th, 2018

En enero de 2017 se celebró en Maó, gracias al acuerdo entre el departamento de Cultura del Consell y los ocho alcaldes de Menorca, el primer homenaje de las instituciones de la Isla a las víctimas menorquinas en los campos de exterminio durante la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). A partir de la voluntad de dar continuidad anual a este acto, este próximo sábado tendrá lugar en Sant Diego (Alaior) el «Día internacional en memoria del Holocausto». Pero, mientras, las instituciones siguen sin reconocer ni homenajear a las numerosas víctimas menorquinas durante la Guerra Civil (1936-1939) y la posterior represión franquista.

En Menorca, a pesar del gran número de asesinatos registrados a partir de julio de 1936 la persecución por motivos ideológicos y de odio -con menorquines condenados a trabajos forzados- la matanza de toda la oficialidad en La Mola y los fusilamientos de los sacerdotes encarcelados en el Atlante, no se ha constituido ninguna asociación para reivindicar la memoria histórica, a diferencia de Mallorca y Eivissa. En las cunetas de las carreteras también aparecieron cadáveres, con apellidos tan menorquines como los Anglada, Canet, Saura y Olivar en agosto de 1936. A partir de febrero de 1939 hubo otra persecución y empezó otro exilio, que volvió a derramar sangre y trajo mucho dolor y gran sufrimiento.

Ochenta años después hay que cerrar aquellas terribles páginas, tanto las del 1936 como las del 1939, para conseguir una verdadera reconciliación. Por ejemplo, los dos diputados menorquines de la Segunda República que tras haber sido elegidos democráticamente fueron asesinados, uno en la carretera, junto a Ferreries, y otro en Madrid, aún esperan el primer homenaje de las instituciones menorquinas. Me refiero a Teodoro J. Canet Menéndez, del Partido Republicano, y Tomás de Salort, de la Unión de Derechas. Sus nombres no pueden caer en el olvido porque el gran holocausto menorquín empezó en julio de 1936 y continuó en 1939.

 

Alquiler turístico: claves del desacuerdo

Viernes, marzo 23rd, 2018

Además de celebrar la fiesta de Sant Antoni, patrón de la Isla y festividad cívica de todos los menorquines, el martes 17 concluye el nuevo plazo fijado por el Consell para intentar el acuerdo en torno al alquiler turístico vacacional. Nos referimos a la zonificación, o sea, dónde, cómo y con qué tipologías se autorizará esta actividad.

Fue descartada por el Consell la opción de fijar un marco general y que después cada ayuntamiento concretara una regulación municipal mediante la aplicacion de las facultades que les confiere la Ley Turística de Balears y la autonomía municipal. Por cierto, ¿qué alcalde la invoca ahora?

Advierte Ametller. El alcalde de Es Mercadal, y también presidente del PSOE-Menorca, que hace frente común con Alaior, Es Migjorn y Es Castell (PP de Lluís Camps y PI de Florencio Conde), levanta el dedo de la advertencia a las alcaldesas de Maó y Ciutadella sobre el impacto de la regulación del alquiler vacacional. Foto: GEMMA ANDREU

En la anterior reunión, del 29 de diciembre, los primeros ediles rechazaron el veto que pretendía imponer el Consell al alquiler turístico en los núcleos urbanos. La propuesta del tripartito insular PSOE-Més-Podemos divide a los primeros ediles en dos frentes: Es Mercadal, Alaior, Es Castell y Es Migjorn se oponen a esta prohibición, mientras que Ciutadella, Maó, Sant Lluís y Ferreries se pronunciaron, con matices, a favor del veto en suelo urbano.

Lidera la oposición municipal a las pretensiones del Consell el alcalde de Es Mercadal, y también presidente del PSOE-Menorca, Francesc Ametller, que coloca en situación de equilibrio inestable a la presidenta del Consell y también secretaria general del PSOE menorquín, Susana Mora, en un intranquilo sinvivir. El follón del alquiler turístico y la ‘revuelta de los alcaldes’ no figuraba ni había sido previsto en la agenda preelectoral de 2018. Porque todas las decisiones, anuncios, convenios y visitas de consellers se realizan durante este año en mensaje para mayo de 2019.

EL DEDO ÍNDICE DE XISCU
Ametller -primero pragmático, después socialista- tuvo que recordar y advertir, dedo índice en alto, que el 70 por ciento de las casas de Es Mercadal y Fornells son plurifamiliares y que, por tanto, no se puede vetar el alquiler vacacional en los núcleos urbanos. Alaior, representado por el concejal Emilio Agis Es Castell (PP+PI), con el alcalde Lluís Camps y Florencio Conde y Es Migjorn -el alcalde Pere Moll, exPSOE, con el apoyo crítico de Ramón Verdú (PP), desde la oposición- coinciden con el alcalde de Es Mercadal y forman el frente opositor al reclamar que se autorice el alquiler en suelo urbano.

La reunión del viernes volvió a acabar con muchos nervios, acidez y todas las espaldas en alto. Tampoco fue posible el acuerdo.

En el tripartito insular, Més y Podemos hacen otra pinza para presionar a una atribulada Susana Mora e imponer una decisión a los ocho municipios porque los alcaldes tienen otros criterios.

LENTEJAS O LENTEJAS
Como los primeros ediles ven las cosas de otro color -varios propugnan el alquiler de los edificios plurifamiliares en suelo urbano para favorecer la actividad económica- el Consell les ha dado un ultimátum, con la imposición de sus medidas restrictivas.

Primera opción: Alquiler turístico en zonas turísticas, sí en suelo rústico, no y no en los núcleos urbanos, tampoco, con las excepciones de en Fornells y algunas zonas costeras (Cales Coves, Es Murtar, Sa Mesquida y Sant Esteve), pero en el resto de las zonas litorales de Menorca, prohibido.

Prosigamos. Segunda opción: si los ocho ayuntamientos ‘sou bons al.lots’ y pactáis, se autorizará en algunas viviendas unifamiliares aisladas. Eso sí, quedan excluidas las unifamiliares entre medianeras, y tampoco se aceptan las vivendas plurifamiliares. Esto abriría la puerta a zonas como Son Vitamina, La Argentina y Santa Ana que quedaban fuera. En suelo rústico ya os hemos dicho que no. Esto es lo que hay.

O lo tomas o lo dejas, lentejas. Al menos dos asistentes a la muy tensa reunión del viernes -en representación de sus respectivos municipios- al marchar de la sede del Consell, visiblemente enojados, soltaron el órdago: «No estamos dispuestos a tolerar estos chantajes».

Otro alcalde, mucho más molesto, preguntó en voz alta: ¿por qué no queréis autorizar en Menorca el alquiler turístico de las construcciones con uso vivienda en suelo rústico? En Mallorca estará permitido y regulado por su Consell.

Javier Pons de Marco, presidente de la Asociación de Empresarios Turísticos de Menorca (Viturme) ya ha manifestado que el alquiler turístico constituye una actividad complementaria que permite generar rentas para las fincas agrícola-ganaderas y que no debe ser prohibida en Menorca, sino ordenada. Pero se impone el ‘va a ser que no’.

Hagan juego, señores alcaldes, porque la ruleta sigue girando, de momento hasta la festividad del patrón de Menorca. Continuará, mientras Susana Mora valora el coste electoral del estropicio para la cita de mayo de 2019.

EL ENIGMA DEL PUENTE
Las declaraciones de la presidenta Mora, publicadas este pasado domingo, incluyen una enigmática respuesta, que permite varias interpretaciones, a la pregunta «¿El puente de La Argentina se demolerá?». Dice Mora Humbert que «el diseño que había no está de acuerdo con el modelo insular pero somos prudentes, sin una solución técnica que lo avale no decidiremos nada». ¿Para cuándo la solucion técnica?, ¿quién la redacta?, ¿en qué consistirá la decisión final?

PREGUNTAS DE LA SEMANA
¿Logrará la Fundación Isla del Rey acreditar la propiedad municipal del enclave para obtener el 1,5 por ciento cultural?

¿Qué tipo de interés aplicará el Ayuntamiento de Es Mercadal al Govern por el préstamo de dos millones de euros para construir la nueva escuela?

¿Alguien se siente interpelado en Menorca cuando Gerardo Puente afirma que el tamaño de un municipio debe ser de 20.000 habitantes?

¿Conseguirá Dimitri Sturdza desbloquear las iniciativas que impulsa desde Mongofra?

¿Cuándo dejará de poner trabas el Ayuntamiento de Ciutadella a los proyectos de Iwan Wirth y Manuela Hauser en Son Morro?

 

 

Quo vadis, Menorca?

Miércoles, marzo 21st, 2018

Menorca es la isla que, durante la crisis, más se empobreció y perdió más renta, en términos de bienes y servicios, según los datos aportados por el doctor Antoni Riera, catedrático de Economía Aplicada de la UIB y director de la Fundació Impulsa Balears.

Unas cifras que suscitaron durante el verano de 2016 un intenso debate sobre el modelo económico de Menorca en el que participaron Joaquim Coello, Guillem López Casasnovas, Alfred Pastor, Rafel Suñol y Alfons Méndez. La controversia se sustanció posteriormente, sin acuerdo, en un coloquio organizado por el Cercle d’Economia.

Ahora acabamos de conocer los últimos datos de población, elaborados por el Instituto Nacional de Estadística. Se ha registrado un constante crecimiento demográfico en Balears. Pero Menorca, a diferencia de Mallorca y las Pitïuses, constituye la excepción, al presentar una situación de estancamiento. El padrón oficial de 2017 certifica un descenso de 431 personas con respecto al de 2016, lo que ha incrementado la distancia entre Menorca y Eivissa. Ambas islas tenían un población similar cuando se aprobó la comunidad autónoma, y 35 años después Eivissa, con 143.856 habitantes, tiene casi 60 por ciento más que Menorca, con 91.170 mientras que Formentera suma 12.280.

Sobre la mesa, de nuevo, el debate sobre el modelo económico.

La discriminación positiva en la aplicación de la ecotasa a favor de los hoteles menorquines irrita a los hoteleros ibicencos, que reclaman la misma ventaja. Pero esta medida se justifica en la debilidad de la economía de Menorca, porque todo nuestro modelo económico está subvencionado, sector turístico incluido.

Durante el debate de la Ley de Financiación de Consells -que el PSOE y Més denostaban y ahora utilizan para negociar con el Govern del Pacte- Joan Marqués decía que Menorca ha de recibir más recursos públicos al haber optado por el modelo Reserva de Biosfera. O sea, el decrecimiento.

 

El sainete de las ‘escoletes’ en tres actos

Miércoles, marzo 21st, 2018

Al ritmo, alegre, desenfadado y feliz de «la función va a empezar», el jueves se preparó y anunció la representación que tendría lugar al día siguiente, dentro y fuera de la sede del Consell insular. Los periodistas fueron convocados para ser los afortunados espectadores de «El sainete de las ‘escoletes’», cómico vodevil que acabó en tragicomedia, brindis con cava y la escenificación del desacuerdo que no cesa entre PSOE y Més por la regulación de la educación infantil 0-3 años que pretende aprobar y aplicar el Govern. Protagonistas estelares: Susana Mora, presidenta del Consell desde julio pasado gracias a Santiago Florit y María Cabrisas y Miquel Àngel Maria, conseller de Cultura y Educación.

Actores invitados del enredo: Nel Martí y Patricia Font, diputados autonómicos.

Susana, entre la oración y las disculpas. La presidenta del Consell, obligada a suspender la rueda de prensa que había convocado 24 horas antes, opta por invitar a cava para brindar por el año que empieza entre sobresaltos. Momento complicado, al notar en la espalda el aliento ardiente de los cargos de Més. Foto: JAVIER COLL

«De momento»
El jueves, a las 13.31 horas, difundió la responsable de Prensa del PSOE-Menorca, Joia Enrich Benejam, una nota de dos párrafos titulada «El Govern balear se compromete a paralizar la tramitación del decreto de las guarderías y priorizar el debate social».

No se refirió a la educación infantil ni a las ‘escoletes’, sino a las guarderías. Más de uno torció el gesto. El comunicado del Partido Socialista alude al «debate surgido en la quinta Conferencia de Presidentes celebrada en diciembre en Mallorca, a la que asistió [por este orden] la secretaria general del PSOE-Menorca y presidenta del Consell, Susana Mora». Explica después el PSOE-Menorca que «el Govern balear, presidido por Francina Armengol, se comprometió, tal como pidió Mora, a paralizar, de momento, el proceso de tramitación del decreto que ha de regular el servicio y la actividad de las guarderías». Un acuerdo de naturaleza institucional divulgado a través de una nota de prensa de un partido.

Dos horas después, a las 15.27 del jueves, la directora insular de Comunicación del Consell, Magdalena Arnau, adscrita a Presidencia, convoca rueda de prensa para el viernes a las 10.30 horas a cargo de la presidenta Mora Humbert y el conseller Maria Ballester.

Tema a tratar: «Posicionamiento del Consell insular sobre las ‘escoletes’» no guarderías.

Primer acto
Esta rueda de prensa no se llegó a celebrar, pero hubo declaraciones, a cargo de Més per Menorca e invitación a cava, por gentileza de la presidenta Susana, a los periodistas que presenciaron el sainete en tres actos. A primera hora de la mañana PSOE y Més ya sabían que se iba a suspender. Por ello aparecieron en escena los actores invitados, que actuarían después. Pícaras sonrisas.

Podemos no está ni se le espera. Empieza la función. El conseller Miquel A. Maria comunica que la rueda de prensa se ha cancelado y que «la presidenta lo explicará». Extrañeza. Mora abandona el despacho y empieza a cantar. Con sonrisa forzada, entre la oración y la disculpa confirma que no habrá comparecencia.

Nota Susana en su espalda el filo de la mirada socarrona y el aliento ardiente de los tres cargos de Més -socios, pero adversarios del PSOE- que observan el número, inédito en la historia del Consell-, de una presidenta, obligada a entonar «O mio babbino caro».

Segundo acto
Drama. El plañido musical de Susana Mora no enternece a Martí, Font y Maria, que endurecen la tensión escénica y marcan aún más distancias cuando oyen:

O, Dio, vorrei morir!

Babbo, pietà, pietà!

Prosigue la función con el mutis por el foro de los dirigentes de Més, que reaparecen en otro escenario, con cambio de vestuario.

Miquel A. Maria trueca la americana de conseller de Cultura por la chaqueta de miembro de la ejecutiva de la coalición econacionalista.

Fuera del Consell, desvela el motivo de la suspensión de la rueda de prensa: la consellera de Servicios Sociales del Govern, Fina Santiago, celebra reuniones para defender el decreto que reordena la educación infantil «a pesar de que el Govern se ha comprometido a paralizarlo». Añade M.A. Maria que «las reuniones de la consellera generan una reacciones que hace que nos temamos lo peor». Y críticas de Més a CCOO: «es un disparate reclamar a través de este decreto que se creen guarderías en las empresas, mediante una subvención del Govern». El «de momento» del PSOE se incumple.

Tercer acto
Regresan los periodistas a la sala de prensa, donde les espera la presidenta Susana. Brindis con cava para un año preectoral en el que la realidad volverá a superar la ficción. Més difunde a las 13 horas un comunicado en el que exige al Govern cumplir los ‘Acords’ e impulsar el plan educativo para la etapa 0-3 años.

En Palma, Francina Armengol relee con atención el artículo «Guarderías», de Marc González, publicado el 8 de diciembre: «Hace años que en Menorca funciona un modelo educativo que los consellers Galmés y Llinás quisieron importar y extender a todo el archipiélago, para lo cual se nombró al menorquín Vicenç Arnáiz director del Institut de Primera Infància del Govern. El modelo Arnáiz fracasó estrepitosamente, no sin antes llevarse por delante a decenas de centros que intentaron incorporarse a una red de semipública cuya financiación debía provenir de los ayuntamientos, vía subvenciones».

PREGUNTAS DE LA SEMANA

¿Amparan las normas y planeamientos urbanísticos los proyectos que promueve la nueva propiedad francesa de Sant Patrici (Ferreries)?

¿Qué ha pasado con el proyecto de recarga del acuífero de Migjorn con aguas regeneradas para evitar la salinización?

¿Cuál será el pronunciamiento de los tribunales sobre las denuncias por el bloqueo de los proyectos de Santandria?

¿Cuándo empezará a andar la comisión municipal de investigación que debe analizar cuatro mandatos en Sant Lluís?

¿Habrá acuerdo el 12 de enero en la reunión Consell-alcaldes para definir la zonificación del alquiler turístico en la Isla?

 

Susana Mora: del morado al violáceo

Domingo, marzo 18th, 2018

Anunciaron que estaría definida antes de cerrar el 2017, pero el 12 de enero se celebró la cuarta reunión con los alcaldes sin acuerdo. Después fijaron febrero como mes-límite. Nos referimos a la zonificación para el alquiler turístico, que aún no ha logrado aprobar el Consell.

A finales de enero la secretaria general del PSOE-Menorca, que también ejerce como presidenta del Consell durante estos 24 meses, proclamó que “el alquiler turístico debe ordenar y equilibrar, al mismo tiempo que preservar, el modelo territorial de la Isla”.

En mayo de 2017 el patronato de la Fundació Turisme Menorca acordó su liquidación. El organismo que gestiona la promoción turística de la Isla es hoy la Fundació Fomento del Turisme de Menorca

Y en estas estamos. En la tarde del jueves 7 de marzo fue, súbita e inesperadamente, desconvocada la reunión de la comisión técnica asesora que debía dictaminar al día siguiente la propuesta de zonificación. Por este motivo aumenta el retraso y una cuestión que mantiene en vilo a miles de propietarios de Menorca no se abordará, por urgencia, en el pleno de mañana, como se apuntó.

¿Qué ocurrió? El gobierno tripartito ya descontaba la abstención del representante de los ayuntamientos, Ramón Ulldemolins Vidal, pero el mismo jueves llegaron a la sede del Consell inquietantes advertencias de técnicos municipales, concretamente del Ayuntamiento de Maó, tras detectar vuits i nous i cartes qui no lliguen en el documento que debía aprobar la comisión técnica. El teléfono del director insular de Ordenación del Territorio, Eduard Soriano, se puso incandescente, igual que la presidenta Susana Mora, cuyo semblante transitó del morado al violáceo.

Crece el nerviosismo y el tiempo apremia, inmersos en la incertidumbre de dónde se podrá alquilar y dónde no será posible, con el coste político de explicar por qué en unos sitios sí y en otros no.

Como advierte Coia Sugrañes, “será el alquiler turístico con más restricciones del mundo” al estar prohibido en todos los suelos urbanos -excepto Fornells, que recibe el trato de urbanización turística- y también en todos los suelos rústicos. La zonificación nace sin acuerdo.

La nueva fecha para la aprobación inicial es el 23-M, el próximo viernes a las 16 horas en pleno extraordinario, siempre y cuando no surjan más contratiempos ni advertencias. Después proseguirá la tramitación con el preceptivo plazo de exposición pública (30 días), registro y respuesta a las alegaciones. Seguimos sin plazo para la aprobación definitiva y para levantar la moratoria.

La impresión es que esta zonificación no gustará a nadie, tampoco a quienes insisten en aprobarla.

Tensión en el patronato
En el patronato de la Fundació Foment del Turisme de Menorca hay tensión por el malestar de las entidades profesionales del sector. Las últimas incorporaciones no han convencido por su perfil, porque no era el esperado aún no está redactado el plan de acción y hay 300.000 euros en caja -desde junio del año pasadodestinados a promoción que no han hallado ningún proyecto interesante para ser invertidos por el Consell.

La gota que ha colmado el vaso de ASHOME, CAEB y AVIBA ha sido que hay acuerdo con el sector para el traspaso de la promoción turística, cuando lo que existen son discrepancias. Hemos pasado de enero 2017 a abril 2018 para formalizar esta transferencia, pero aún no está redactada la hoja de ruta para este año ni tampoco formado el equipo de trabajo. Desde Mallorca ya nos anuncian que la subdirectora de la Agència Balear de Turisme, Irene Moyá, será la nueva gerente de la fundación menorquina, mientras Isaac Olives explica sin despeinarse que elabora unas bases para elegir al gerente. Y en la página web del Consell el último presupuesto de la Fundació Foment del Turisme que aparece es de 2016. Se le acumulan el trabajo y las explicaciones a la consellera de Turismo.

La factura y la comisión
Montse Morlà, aún no ha logrado averiguar cómo saltó al diario insular la factura de los 156 euros gastados el 8 de enero en un restaurante de Es Castell, donde almorzaron la alcaldesa de Sant Lluís, el asesor jurídico y otras tres personas. El PSOE quiere saber -Teresa Borràs dixit- “quién fue a la comida y el tema que trataron”. Puestos a reflexionar, posiblemente debatieron cómo poner en marchar la comisión de investigación, que en diciembre aprobó el pleno por unanimidad, para determinar las responsabilidades por las sentencias urbanísticas (Orfila SL y Binifadet) que condenan al Ayuntamiento santlluïsser a pagar indemnizaciones millonarias.

Naturalmente, aquella comisión investigadora, propuesta por el exalcalde Llorenç Carretero, 48 horas después de haberlo solicitado el PP, aún no se ha formado. Sino Carretero aplica el qui dia passa, any empeny y tiro porque me toca.

POIMA y POICI: tan distinto
Celebra Maó los 50 años de POIMA como gran área económica menorquina creada gracias al impulso emprendedor y la visión de aquel gran alcalde que fue Gabriel Seguí Mercadal. En poniente, en cambio, sigue paralizada la ampliación del Polígono de Ciutadella, con varias empresas que anuncian su traslado a otros municipios por la falta de suelo industrial. Colegios profesionales y empresarios mantienen contactos estos días para exteriorizar su extraordinaria preocupación y malestar por la demora en la concesión de licencias de obras en el Ayuntamiento de Ciutadella porque vulneran todos los plazos.

PREGUNTAS DE LA SEMANA

¿Desde cuándo sabían en Joves Empresaris que no iban a organizar “Innovem 2018”?

¿Qué técnicos del Govern avalan la interpretación del director general de Ordenación del Territorio -cargo político- sobre la ubicación del centro de salud de Alaior?

¿Por qué decidieron Govern y Consell no avalar ni implicarse en la operación planificada por Quesería Ibérica?

¿Volverán a repetirse ahora las protestas y manifestaciones por el dragado pendiente del puerto de Maó?

¿Cuántas reuniones celebrará la comisión de 5 funcionarios y un político para nombrar al fabioler sustitut de Sant Joan?

 

La segunda mujer en la Galería Municipal

Viernes, marzo 16th, 2018

Con el nombramiento de la bióloga y pedagoga Margarita Comas Camps (Alaior, 1892-Exeter, Inglaterra, 1983) a partir del 19 de enero la Galería de Menorquines Ilustres del Ayuntamiento de Maó contará con la segunda mujer. La primera hija ilustre de la ciudad de Maó fue la arqueóloga María Luisa Serra Belabre (Maó, 1911-1967).

Margarita Comas sobresalió durante el primer tercio del siglo XX en una comunidad científica eminentemente masculina. Su obra y su trayectoria fueron interrumpidas por la guerra 1936-39, que también truncó la relación con su marido, el fotógrafo y pintor Guillem Bestard y no lograron reencontrarse hasta 1946.

Luchadora por la igualdad de oportunidades y comprometida con la Segunda República, en 1939 se vio obligada a exiliarse a Londres.

España perdía aquella menorquina de la saga de los Comas, doctora en Ciencias por la Universidad Central, profesora de biología infantil en la Facultad de Filosofía y Pedagogía de la Universidad Autónoma de Barcelona -única mujer en la sección de Pedagogíay también profesora de la Normal de la Generalitat de Catalunya.

La incorporación de Margarita Comas Camps a la galería municipal de menorquines ilustres de Maó repara una injusticia y arranca del olvido su relato vital así como sus aportaciones científicas y al campo de la pedagogía. Imprescindible el volumen coral «Margalida Comas Camps (1892-1972), científica y pedagoga», publicado en 2009 por el Govern.

Recuperamos hoy este texto de la profesora Comas (1925) que resume su espíritu pedagógico: «Hay una porción del facetas del alma humana que una buena enseñanza científica, mejor que ninguna otra, puede cultivar en la escuela, tales son, por ejemplo, el espíritu de observación la serenidad, el dominio de sí mismo, la costumbre de buscar las causas de las cosas el orden, la cautela en las afirmaciones, la admiración por la naturaleza, la modestia y la tolerancia». Sabiduría de la maestra de Alaior.

 

De Bergoglio a Francisco

Jueves, marzo 15th, 2018

En la tarde lluviosa y romana de aquel 13 de marzo Jorge Bergoglio se convirtió en Francisco, en el papa Francisco. El primer pontífice de habla hispana y también jesuita al frente de la Iglesia católica.

Cinco años que han transcurrido con rapidez, con decisiones cuestionadas desde algunos sectores, pero con la firme decisión de difundir y aplicar sin miedo la esencia del Evangelio. Este martes no ha habido ninguna celebración especial en el Vaticano, porque aquel papa que vino del fin del mundo no ha alterado su agenda, fiel a la vocación de servicio de un obispo, aunque sea el primero de todos los prelados y ejerza desde la responsabilidad histórica de la cátedra de San Pedro.

De Bergoglio a Francisco, un papa austero que para sus desplazamientos emplea un modesto utilitario y que renunció a vivir en el Palacio Apostólico al elegir una de las habitaciones de la Casa Santa Marta. Con sólida preparación teológica y experiencia pastoral ha demostrado ser un hombre de acción al afrontar reticencias y recelos para desarrollar un programa renovador cuyas raíces hallamos en el Concilio Vaticano II. Para ello promueve la colegialidad y la sinodalidad, subrayando el compromiso de la Iglesia con el medio ambiente a través de la encíclica “Laudato Si”, y su sentido universal con “Amoris Laetitia”. Todo empezó con la inesperada renuncia de Benedicto XVI. El papa Ratzinger comprendió que no podía continuar. El entonces arzobispo de Buenos Aires, que contaba 76 años, ya se preparaba para la jubilación. Llegó a Roma para participar en el cónclave con la maleta preparada para regresar a Argentina, pero olvidó que en el anterior cónclave fue el segundo candidato más votado.

Antes de aceptar pidió a los cardenales, en la Capilla Sixtina, la votación de confirmación. Cosechó más votos y entonces decidió llamarse Francisco, por el santo de Asís, protector de los pobres y de la naturaleza.

 

Con gas también hay que refrigerar

Domingo, marzo 11th, 2018

Hemos transitado esta semana desde la controversia en torno a la ubicación del nuevo centro de salud de Alaior y la falta de suelo industrial en Ciutadella, un déficit cada vez más acuciante, a la sentencia que cuestiona el parque acuático de Sant Lluís la caída continuada, desde el 2000, del turismo alemán, que se intentará frenar este año la disolución de Joves Empresaris deja muchos interrogantes abiertos y acarrea la liquidación de la feria Innovem y la imperiosa necesidad, reiteradamente demandada por Endesa, de refrigerar las turbinas de gas de la central de Maó para cumplir las directivas de la Unión Europea.

En su lúcida intervención ante los socios del Cercle d Economia de Menorca, el director general de Endesa en Balears, Martí Ribas, recordó que estamos en tiempo de descuento -con una moratoria en vigor de 2016 al 2020- y que el 1 de enero de 2020 es preciso haber reducido las emisiones de óxido de nitrógeno para cumplir las directivas de la UE. En caso contrario, habrá que parar la central con la desconexión de las cinco turbinas de gas que garantizan una potencia de 204 megavatios. No existen precedentes de un caso similar. Feo panorama.

Las turbinas deben ser refrigeradas. El director general de Endesa en Balears, Martí Ribas, dejó claro que las turbinas de la central de la Colàrsega han de ser necesariamente refrigeradas, tanto si son alimentadas con gasoil como con gas, para cumplir las directivas de la UE. Foto: J.P.F.

Ahora, a 21 meses de la fecha límite, hay que correr. La refrigeración de las turbinas es necesaria, tanto sin son alimentadas con gasoil, como ocurre en la actualidad, como si el combustible empleado es el gas natural. Así se había dicho y así se repitió.

Provocan estupor las declaraciones de la alcaldesa Conxa Juanola cuando anuncia, en nombre de los otros alcaldes y del Consell, que han acordado pedir la reconversión de la central de Maó al gas natural para evitar estas obras. En la compañía eléctrica no comprenden que Juanola afirme -al inducir al error y la confusiónque “con este cambio de alimentación no haría falta este proyecto que plantea Endesa”, en referencia a la refrigeración, pendiente del Ministerio de Energía. Hace falta para evitar cerrar la central de Maó, porque con gas también hay que refrigerar.

Otra cuestión, también incomprensible, consiste en que deba construirse una canalización de siete kilómetros desde la depuradora Maó-Es Castell a la central, con los problemas, costes e impactos que ello acarreará, cuando para la refrigeración de la central sólo necesitan 300 metros cúbicos de agua al día. Seamos mucho más prácticos, inteligentes y rápidos, tal como señaló el ingeniero José Antonio Fayas. Pero en Recursos Hídrics no tienen prisas.

Centro de salud
En Alaior hay acuerdo en que el centro de salud Es Banyer ha quedado pequeño y es preciso que la Conselleria de Salud construya unas nuevas instalaciones. Es una asignatura que sigue pendiente desde hace diez años.

Un gobierno municipal de izquierdas acordó ubicarlo frente a la Cruz Roja, en la zona escolar, lo que motivó que el Ayuntamiento cediera la parcela al IB-Salut para su construcción y se redactase el proyecto. Pero después vino la anulación del Plan General por el dichoso informe de Telecomunicaciones que la secretaria del Ayuntamiento nunca llegó a localizar… hasta que apareció en una dependencia municipal.

Surge después la propuesta para ubicar el nuevo centro de salud en el antiguo edificio de La Salle, de propiedad privada. Al mismo tiempo dice el IB-Salut que no puede construirlo junto a la Cruz Roja, a pesar de tener el terreno cedido, proyecto redactado y contar con partida presupuestaria. Para ello invoca el informe de un director general del Govern, Luis Corral, según el cual no se puede aplicar el “súper decreto acelerador” -la normativa que ha aprobado el Pacte para incumplir las tramitaciones que exige a los demás- porque será preciso modificar el Plan General de Alaior para trasladar la zona verde a otro lugar.

¿Es acertada la opción del antiguo colegio La Salle?, ¿está presupuestado su compra, que supera el millón de euros?, ¿se ha valorado el coste de adecuación para uso sanitario, con la ampliación en el actual aparcamiento? Y si desaparece este estacionamiento, ¿dónde aparcarán los vecinos, los usuarios del centro de salud, empleados y profesionales?, ¿existe una solución para el tráfico de coches y ambulancias? Habrá que comprar terrenos colindantes para otro párking y un nuevo acceso. ¿Asumirá también el IB-Salut el coste de las nuevas instalaciones para la Policía Local de Alaior?

Primera sentencia
La sentencia sobre el parque de Biniancolla, dictada por la jueza de lo Contencioso de Palma Núria Ramos Magem, sorprende tanto por la contundencia como por el desconocimiento para valorar unos hechos que ahora tendrán la oportunidad de ser ponderados y estimados en otras instancias judiciales. En este caso se impone la prudencia, pero hay quienes han optan por la precipitación y la descalificación fácil.

Dos apuntes breves: los terrenos del parque no tenían la calificación de rústicos en 1996 cuando los adquirió por 600.000 euros la promotora, que se acogió al interés general de la Ley Turística y tuvo que pagar a las administraciones, además de las licencias, otros 260.000 euros más. Postetriormente estos terrenos urbanizables fueron desclasificados por el Consell y protegidos sin más. La Comisión Balear de Medio Ambiente aprobó el proyecto por unanimidad, con Menorca representada por Mateu Martínez.

PREGUNTAS DE LA SEMANA

¿Cuándo se resolverá el concurso de méritos para el tesorero municipal en Sant Lluís?

¿Es normal que el contencioso de un particular impida la ampliación del Polígono de Ciutadella y perjudique a todos los empresarios que necesitan suelo industrial?

¿Cuáles son las causas del incremento en un 28 por ciento de la siniestralidad laboral en Menorca desde 2012?

¿Por qué fue desconvocada la comisión que el viernes debía dictaminar la zonificación para el alquiler turístico?

¿Por qué el turismo alemán ha pasado de los 165.403 visitantes llegados a Menorca en 2000 a los 71.867 de 2017?

 

Pensiones: debate sin espectáculo electoral

Jueves, marzo 8th, 2018

Hay quienes se empeñan en transformar el debate sobre el futuro del sistema público de pensiones, que debe ser sosegado e inspirado en criterios de sentido común y racionalidad, en una simplista competición de ofertas electorales. Es una cuestión compleja cuya cuestión de fondo es la sostenibilidad de este sistema.

Porque, como señalan Carlos Ocaña y María Jesús Fernández, “a todos los gustaría ver subir las pensiones y a todos nos disgusta que pierdan poder adquisitivo”. ¿Cuál es la situación actual? Hoy en España hay 1.361.491 pensionistas que cobran cada año catorce pagas de más de 1.600 euros, lo que significa más de 1,3 millones de prestaciones que superan el salario medio de los trabajadores. Según la última Encuesta Anual de Estructura Salarial, la retribución media bruta más habitual se situó en torno 16.500 euros/año.

Acotemos el problema. España destina a pensiones públicas casi un 11 por ciento del PIB, mientras que la media en los países desarrollados es del 8 por ciento. Desde 2008 el gasto en pensiones ha aumentado en 37.000 millones de euros, un 43 por ciento, al incorporarse 1,1 millones de personas al sistema público e incrementarse en un 28 por ciento la pensión media. Los jubilados españoles cobran de media 1.071 euros, por encima del sueldo de los jóvenes.

“Cotizaciones desiguales pagan pensiones desiguales, mientraS que impuestos desiguales financian servicios públicos igualitarios.

La gente que ha cotizado por encima de la media no aceptará fácilmente que la pensión no se lo compense”, advierte Xavier Domènech.

El debate sobre las pensiones y el futuro de la Seguridad Social se utiliza, de forma irresponsable y electoralista, por PSOE y Ciudadanos. Su objetivo no es una reflexión sensata con ideas inteligentes, sino abrir dudas, aumentar la inestabilidad y beneficiarse de un eventual avance electoral. Los ciudadanos se merecen más respeto porque esta cuestión no se puede transformar en un circo electoral.

 

Álvarez Pallete, también en Menorca

Domingo, marzo 4th, 2018

Con el PSOE que mantiene activado a fondo el modo electoral desde principios de año, nos encontramos con que los controladores aéreos imputados como autores del delito de sedición por el caos aéreo provocado en el puente de diciembre de 2010 han aceptado indemnizar con quince millones de euros a los afectados. Esta semana el Constitucional ha avalado que Navarra pueda expropiar viviendas cuando hayan estado desocupadas durante dos años, siempre y cuando los propietarios sean bancos o empresas del negocio inmobiliario una sentencia que tendrá repercusión en Balears.

El alquiler turístico, más restrictivo en Menorca que en las otras islas, ya se encuentra bajo la lupa de la Justicia, sin aún haber sido aprobada la famosa zonificación. Las decisiones finales corresponderán al Tribunal Supremo y a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia.

Los primeros síndicos de la democracia menorquina. José Barber Allés, Gràcia Seguí Puntas y Emili de Balanzó admiten su inexperiencia, pero les duele más el desconocimiento de los menorquines sobre la existencia y las funciones de la Sindicatura de Greuges, que ya da sus primeros frutos. Foto: GEMMA ANDREU

Dos exconselleras de Turismo del PSOE -Joana Barceló en el Govern y Bel Oliver en el Consell de Mallorca, hoy diputada del Parlamenthan sido citadas a declarar por las defensas de los tres funcionarios de la Conselleria de Turismo imputados en el caso Rocamar de Sóller. Sin noticias sobre la inacabable tramitación judicial de los casos Citur y Nerer , donde se invocará la atenuante, muy cualificada, de dilaciones indebidas y gran retraso, e incluso el archivo. También se demoran las decisiones sobre las denuncias de Es Migjorn Gran.

Al sol de Menorca
Como Isidre Fainé, Sol Daurella y Salvador Alemany, también José María Álvarez-Pallete escoge Menorca por los mismos motivos.

El presidente de Gas Natural Fenosa y la Fundació La Caixa la presidenta de Coca-Cola European Partners y el presidente de Abertis coinciden con el presidente de Telefónica en que Menorca es un remanso de paz en un entorno natural privilegiado que les garantiza intimidad, seguridad y privacidad. Les gusta practicar el ver sin ser vistos .

El anonimato del que disfrutan en la Isla es uno de los activos que más valoran. Fainé opta por descansar cada año, en julio, en el entorno de Sant Tomàs, en un establecimiento hotelero situado a escasa distancia de la casa que adquirió el exjefe de gabinete de Mariano Rajoy, Jorge Moragas, hoy embajador permanente de España ante la ONU.

En cambio, Daurella, Alemany y Álvarez Pallete cuentan con vivienda propia en la Isla. En la decisión del presidente de Telefónica influyeron decisivamente Kim Faura, propietario de casa en la Isla, y Cuqui Samaniego, la esposa de quien relevó a César Alierta.

Pallete -cuyas pasiones son la familia los maratones, como el de que corre cada año en Nueva York y el Real Madrid- es un buen ejemplo de cómo dirigir una multinacional y no tener miedo a usar una cuenta en Twitter. Según Andrés Rodríguez, el presidente de Telefónica maneja personalmente su cuenta @jmalvpal: “Copia y pega los mejores titulares de la cuentas tecnológicas o deportivas que sigue. No emite opinión ni contesta, se limita a reproducir otras noticias que le parecen dignas de mención. Y todas las quejas que le llegan las remite al departamento de atención al cliente de la compañía”.

Síndicos desconocidos
Los tres animosos y esforzados integrantes de la primera Sindicatura de Greuges de Menorca -Emili de Balanzó, Gràcia Seguí Puntas y José Barber Allés- siguen siendo desconocidos por una gran mayoría de los menorquines.

En un sincero ejercicio de autocrítica admiten su inexperiencia en esta institución creada ex novo, pero ponen el acento en “el general desconocimiento que la mayoría de nuestros conciudadanos tiene de lo que es y de lo que puede llegar a significar el hecho de contar con la existencia de un organismo tan democrático como este, cuya responsabilidad consiste en la defensa y tutela de los derechos humanos de todos los habitantes de la Isla en sus relaciones con el Consell de Menorca”.

Preocupa que una institución de tanta relevancia sea tan desconocida.

El desinterés de la ciudadanía se traduce en una mínima asistencia a los actos de presentación de los Presupuestos que organiza el Consell. El trabajo de la Sindicatura está dando sus frutos, con la propuesta de consensuar las ordenanzas municipales de ruidos en los ocho ayuntamientos de la isla la justa reclamación de médicos especialistas en alergología, la reivindicación de la falta de pediatras, y dar un uso adecuado al amplio espacio situado sobre la estación de autobuses de Maó… que depende de Serveis Ferroviaris de Mallorca. Hallamos el origen de muchos problemas en la duplicidad de administraciones y competencias mal distribuidas y peor gestionadas.

El desplome de Podemos
Escribe Joan Riera en “Brisas”: “La pérdida de empuje de Podemos, la decepción de sus adormecidas bases y la acelerada pérdida de ilusión no pasa desapercibida. Los socialistas vuelven a respirar.

Ya no ven en los podemitas el implacable competidor que amenazaba en convertirlos en partido minoritario. La izquierda clásica huele buenos bocados tras el previsible desplome de Podemos, partido que ha extraviado las ideas y el proyecto, y por tanto, la unidad. De aquellos millares de activistas de los círculos apenas quedan en activo unos pocos puñados”.

PREGUNTAS DE LA SEMANA

¿Resultará suficiente el aumento en 30.000 euros para evitar que vuelva a quedar desierta la adjudicación de las obras de Maó-Es Castell?

¿Asumirá alguien responsabilidades políticas por los 200.000 euros de intereses que debe pagar el Consell por el inútil recurso de Princesa Son Bou?

¿Estará redactado en cinco meses el documento con los criterios de gestión para las escoletes ?

Si PSOE y PI se lavan las manos, y el PP critica la elección, ¿quién escogió el cartel del Dia de la dona de Sant Lluís?

¿Logrará reordenar APB los amarres del puerto de Maó con menos privilegios, sobre todo para los de uso taller?